Dia 2 Cap. 5: Emiya-Tohsaka Rin


La taza de té está echando humo. Noto que está alterada porque no sólo no lo sopla cuando se lo toma, sino que no se queja cuando se quema la lengua, debió ser una noche dura…

– ¿Y bien? ¿Qué tal te fue?

Sin quitar los ojos de la ventana, toma otro sorbo de té y por respuesta me muestra el dorso de su mano con desgana: es evidente que uso un hechizo de comando. Además puedo sentir la presencia de Archer y se ve bastante menguada, en conclusión barrieron el piso con ambos.
Levanto la ceja y le digo con ironía:

– Muy mal, ¿eh?
– El enemigo era poderoso, no tuve otra opción más que huir.

Sigo con mi voz irónica:

– Los enemigos siempre son poderosos, por algo son espíritus heroicos.
– Pudiste haberlo dicho antes, Rin.

Tiene razón, nunca le he hablado sobre la guerra en la que participe. Sonrío para mis adentros.

La chica enfrente mió es mi hija, mas nunca me dice mamá, supongo que nuestra relación es algo mas de colegas que de familia. Es una relación asfixiante. Tal vez se debe a que se parece demasiado a mi a su edad, aparentando ser más dura de lo que es… o tal vez Shiro tenia razón y yo era una bruja insoportable. (Y eso no se lo deberías decir a tu novia…)
Acepto lo de bruja, pero…

Yo también volteo hacia la ventana de este enorme palacio, recuerdo que la primera vez que entré aquí tenía los nervios de punta, ya que es el castillo de Ilya. La pobrecilla nos lo dejó cuando murió, nunca supe que era un ser artificialmente creado hasta que me lo explicó en su lecho de muerte, realmente fue una hermana para mí. Nos dejó esto a Shiro y a mí, cuando estábamos recién casados, hace ya 20 largos años. La antigua casa de Shiro fue entonces ocupada por Sakura y la casa Matou luego fue demolida por ella.

El castillo esta exactamente igual, excepto por las obvias reparaciones que le hicimos al techo, hasta el bosque tenebroso lo dejamos igual. También remodelamos la casita que usamos para recargar a Saber luego de la caída de mi Archer… o mejor dicho del espíritu de Shiro.

Ahora Mune, mi hija vive allí, a pesar de que el castillo es enorme. Pero bueno ya tiene 19 y quiere su propia casa, yo la tenía a los 10, pero por la muerte de mi padre. Pobre, ella también debe odiarme tanto como yo odiaba a mi mamá en el fondo.

Eso sin contar a la pequeña Saori, mi hija menor. Ella ni siquiera recuerda a Shiro porque tenía 1 año cuando lo ejecutaron, ahora tiene 11 y tengo que ser muy cuidadosa cuando hablo con ella sobre él, ya que por la tradición la tengo que mantener ignorante de todo lo que respecta a la magia.
De hecho, la mandé a la iglesia Kotomine para que no esté cerca, porque su hermana pelea en esta guerra del grial. Así que por los momentos estoy sola en este enorme castillo.

Ya es de tarde, por supuesto Mune ya se fue a la ciudad, para seguir con la guerra esta noche, vaya persona independiente, su propia casa, mayor de edad e igual va donde la madre para que le haga el almuerzo. Pero allí vuelve a ser igual que yo ya que dependí por años de Sakura para que me hiciera el mío… Pienso en los 10 años de casados que tuve con Shiro, el gran héroe.
Por lo menos logro su sueño de niño, pero eso no me hace más feliz, ni a mis hijas. Al final murió traicionado, sin importar cuanto bien hizo.

De repente, siento una presencia y una sombra se posa detrás de mí, alarmada me volteo y lanzo mi hechizo de ataque Gando, ella lo esquiva como si nada y se quita la capucha. Se sonríe:

– Vaya Rin, igual de agresiva que siempre.
– ¡¡¡Mana!!!… Como rayos… ¿Qué haces aquí?
– Jajaja. Luego te explico, ahora necesito la ayuda de una maga de la organización.
– Si es con respecto a Berserker, no. Ya le dije a la sacerdotisa de Kotomine que no es mi asunto.
– Ya veo, ¿y qué tal una pequeña apuesta?
– ¿Apuesta? Veo que todavía te encanta apostar, ¿eh?
– Hey, era mi modo de vida antes de saber que era maga. Pero bueno en cuanto a la apuesta, en este momento hay dos maestros y sus sirvientes peleando, apostamos al ganador y si gano me ayudas con Berserker.
– ¿Y si yo gano?
– Pues te digo las identidades de todos los maestros.
– Eso no me interesa.
– A la maestra de Archer si.
– Eso es trampa.
– No, porque no vas a saber quienes son los sirvientes…
– Ya, ¿y se pueden saber quiénes son esos maestros que andan peleando?

Ella sonríe aun más:
– Pues, nuestras hijas…

DISEÑO DE PERSONAJE:

Tohsaka Rin: La misma Rin pero con 40 años más😄. La experiencia la ha hecho un poco más dócil, y el instinto maternal se ha despertado en ella, pero sigue siendo casi igual.

Nota: No se las costumbres japonesas respecto al apellido así que seguí las occidentales, el del esposo primero y el de la esposa después.

  1. quien es mana? con la que habla rin

  2. Bn fuera mejor si ubiera una foto de ella jajajaja! Fuera demente ver a rin asi bn xao

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: